Ventajas y desafíos de la educación bilingüe

Ventajas y desafíos de la educación bilingüe

Por Manuel Marques, Editor en Blink EdTech Hay actualmente más de cinco mil centros educativos en España impartiendo enseñanzas bilingües, solo 20 años después de que se pusiera en marcha la primera iniciativa para fomentar este tipo de enseñanza, el Proyecto Bilingüe. En este artículo repasamos las ventajas y retos que supone este modelo de […]

Por Manuel Marques, Editor en Blink EdTech

Hay actualmente más de cinco mil centros educativos en España impartiendo enseñanzas bilingües, solo 20 años después de que se pusiera en marcha la primera iniciativa para fomentar este tipo de enseñanza, el Proyecto Bilingüe.

En este artículo repasamos las ventajas y retos que supone este modelo de aprendizaje.

Educación bilingüe (EB), según la definición que acuñó Andrew Cohen en 1975, “(…) es el uso de dos o más lenguas como medio de instrucción en una parte o en la totalidad del curriculum escolar”.

En cualquier caso, y según diferentes fuentes como el Ministerio de Educación, hay varias tipologías que conviene mencionar.

Tipos de Educación Bilingüe

Aquellos centros educativos que decidan implementar un programa bilingüe tendrán que eligir una de estas cuatro variantes.

En la “transicional” o “transitoria” la lengua materna de los alumnos es utilizada sólo en los primeros cursos de escolaridad para facilitar su adaptación a la escuela, siendo después gradualmente sustituida por el segundo idioma hasta un momento en que la totalidad del currículo será impartido en ese segundo idioma.

“Uniletrada” supone la utilización de monolingüismo de segundo idioma en clase, aunque se permita la utilización de la lengua materna, solo oralmente, fuera del aula y en un contexto social.

Estudios científicos demuestran que el aprendizaje bilingüe estimula la parte del cerebro responsable por aprender conceptos nuevos y promover crecimiento espacial.

Hablamos de enseñanza “parcial” o de “mantenimiento” cuando se reparten los contenidos impartidos en los dos idiomas. Generalmente los contenidos dados en la lengua materna hacen referencia a su universo cultural, mientras que los contenidos de ciencia y tecnología son enseñados en la segunda lengua.

Finalmente, en la “integral” o de “inmersión” se utilizan las dos lenguas en todos o casi todos los grados y contenidos escolares. El objetivo lingüistico en este caso es lograr el bilingüismo, biliteracidad y biculturalidad de los alumnos.

Ventajas

La Educación Bilingüe puede ser un instrumento muy útil en el desarrollo intelectual y emocional de un alumno, dotándolo de fortalezas importantes.

Estudios científicos demuestran que el aprendizaje bilingüe estimula la parte del cerebro responsable por aprender conceptos nuevos y promover crecimiento espacial. Aprender una segunda lengua aumenta así la capacidad de concentración y asimilación para aprender más y de forma más rápida sobre temas diversos.

Además de ser una característica ya no deseable sino exigida en el mercado laboral, el bilingüismo, de acuerdo con los estudios, conduce a un mayor equilibrio emocional, mayor confianza y autoestima.

Estadísticamente, niños que hayan crecido en entornos de educación bilingüe suelen también tener más actividad social y menos problemas de ansiedad u otros trastornos de la personalidad.

La Eduación Bilingüe en España

Podemos identificar el año de 1996 como el punto de partida del bilingüismo en España (uno de los países que más ha invertido en el modelo). Fue en el 2004, cuando Madrid se tornó la primera Comunidad Autónoma en poner en marcha su programa de bilingüismo en 26 centros públicos. 12 años más tarde, la mitad de los colegios públicos y la tercera parte de los institutos – 602 en total – son bilingües (se consideran bilingües todos los centros que impartan por lo menos 30% de su horario lectivo en inglés).

La inversión España en Educación Bilingüe sigue siendo muy significativa, sin embargo, de acuerdo con un informe de la OCDE, España sigue a la cola de los países europeos en “Competencia en primera lengua extranjera”

El desarrollo del modelo en otras CCAA ha sido más gradual. Después de Madrid, las provincias donde hay más centros bilingües son Valencia (532), Alicante (275) y Las Palmas (272). Podrás consultar más dados sobre estos centros aquí.

La inversión España en Educación Bilingüe sigue siendo muy significativa, sin embargo, de acuerdo con un informe de la OCDE, España sigue a la cola de los países europeos en “Competencia en primera lengua extranjera” – ocupa el 12º puesto detrás de Grecia, Croacia, Bulgaria, Portugal y Bélgica y solo por delante de Polonia, Francia y Inglaterra. La apuesta por la EB podrá cambiar el escenario.

 

Si quieres recibir más noticias de Blink EdTech, apúntate a nuestro newsletter pinchando aquí.

Newsletter

Inscríbete en nuestra newsletter para enterarte de todas las novedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *